inicio
Martes, 22 de agosto 2017
Entrar a tu zona privada
Lo olvidé Recordarme
Portada Secciones Ecológicos Edición Digital Clubes y Actividades Mercado de ocasión Tienda 4x4 Galería de fotos Vídeos
Estas En: Secciones | Noticias | Preparar para imprimir Enviar por correo

Comparativa


Relacionados
Enlaces
Descargas
Comparativa (306 Kb)
Peugeot 4007 vs Nissan X-Trail

Enfrentamos en esta ocasión un experto del 4x4, como Nissan, con Peugeot, un recién llegado a este mundillo. Pero el hándicap del fabricante francés se subsana gracias al apoyo técnico de otro especialista, Mitsubishi, que permite igualar las fuerzas entre el X-Trail y el 4007 y hace posible que la elección final sea, fundamentalmente, una cuestión de gustos.

Texto: Ángel López. Fotos: Miguel Méndez.

La asociación entre el grupo francés PSA y el fabricante japonés Mitsubishi ha dado como fruto un interesante vehículo que se enfoca en el segmento todocamino ligero, pero con unas posibilidades más que notables para una utilización fuera del asfalto.

PEUGEOT 4007 2.2 HDi
• Destacable: Terminación muy esmerada, motor muy elástico, comportamiento dinámico.
• A mejorar: Ángulos de ataque y salida, relación calidad/precio.
Precio: 37.850 euros
 
NISSAN XTRAIL 2.0 dCi

• Destacable: Confort de marcha, ángulos todoterreno, motor eficaz y habitabilidad interior.

• A mejorar: Estética demasiado discreta, materiales poco llamativos.
Precio: 33.000 euros

Por su parte, el Nissan X-Trail es un clásico del segmento todocamino que el pasado año experimentó una notable renovación al tomar la plataforma de su hermano el Qashqai. Un vehículo que ofrece muchas posibilidades fuera del asfalto, algo lógico si tenemos en cuenta la gran tradición de la marca japonesa en el mundo de los todoterreno.
Y por ello, por sus posibilidades de uso fuera del asfalto mucho mayores que las de la mayor parte de los vehículos todocamino actuales, los dos modelos son perfectamente comparables.
Eso sí, hay que dejar claro que tiene un enfoque diferente en su posicionamiento. Mientras que el modelo de Nissan comienza su gama con este motor de 150 CV con una versión de 28.750 euros, el punto de partida para el Peugeot sube hasta los 34.500 euros. Esto ya deja claras sus posiciones, uno como vehículo útil para zonas rurales en las que puede solucionar muchos recorridos, y el otro, el Peugeot 4007, como un vehículo más de capricho, más enfocado hacia el ocio.

Y también hay otra diferencia importante, y es que el Peugeot dispone de un habitáculo amplio en el que se pueden instalar hasta siete personas, mientras que en el X-Trail solo caben cinco.
Esta diferencia realmente es más de concepto, ya que las dos plazas de la tercera fila del modelo francés son casi testimoniales, para una emergencia o para un apuro. Pero no para llevar a siete adultos.
Vamos a comenzar por el principio. Entramos en los coches y en ambos modelos se notan diferencias bastante grandes. Mientras que el modelo de Peugeot es lujoso, muy bien determinado y con un aspecto de coche premium, en el caso del Nissan ese aspecto está algo más descuidado. No es que el coche tenga un mal acabado, en ningún caso. Se trata de que los materiales empleados se han pensado para ofrecer una muy buena durabilidad incluso con el trato más duro. Además, las inserciones metálicas en la consola y en el volante le dan un aspecto agradable, pero menos lujoso que el del Peugeot.
Los asientos son otro aspecto diferenciador. En ambos casos son de piel (hemos elegido la versión más completa del X-Trail para poderlo comparar con el 4007), pero ofrecen un aspecto más elegante los del modelo de la marca francesa.

En lo referente a los equipamientos, en estas versiones que hemos enfrentado son muy similares y no destaca ninguno de ellos. Pero conviene tener en cuenta que el modelo de Nissan cuesta casi 6.000 euros menos que el 4007.

Estéticamente el nuevo Peugeot 4007 es mucho más llamativo que el X-Trail, que peca de discreto en este aspecto.

A efectos de motorización también son bien comparables. El Peugeot tiene algo más de potencia y, sobre todo, es ligeramente más elástico que el Nissan, aunque el del modelo japonés resulta también muy agradable de conducir y hace poco necesario el manejo del cambio.
De hecho el Peugeot puede rodar por encima de las 1.300 vueltas con cierta soltura mientras que en el Nissan hay que subir algo más, por encima de las 1.600, para empezar a tener algo de respuesta al acelerador. Por encima ambos ofrecen un empuje más que destacable, quizá algo mayor en el caso del 4007.

En cualquier caso, estos motores diésel de última generación hacen de estos vehículos unos coches perfectamente bien adaptados a los grandes viajes. Se puede rodar a velocidades medias en torno a los límites de velocidad sin el menor problema con una gran reserva de potencia y de par en el pie al servicio de su conductor. Ambos alcanzan la barrera de los 200 km/h, una cifra más que suficiente.
A nivel de ruidos, el Peugeot está mejor insonorizado que el Nissan, pero es que el motor del modelo japonés es bastante discreto en una utilización normal.
En el apartado de consumos hay unas pequeñas diferencias a favor del Nissan X-Trail. Su consumo homologado es de 7,1 litros frente a los 7,3 del Peugeot, pero cuando hemos realizado esta prueba las cifras reales en carretera mantienen esa misma tendencia, con el Nissan algo más bajo. Además, cuando tratamos de aumentar el ritmo de marcha el modelo francés nota más esos excesos sobre el pedal del acelerador y se disparan algo más que en el Nissan, que se mantiene bastante comedido.

Ambos vehículos recurren a cajas de cambio manuales de seis marchas bien escalonadas para ofrecer un buen funcionamiento en las marchas bajas, algo más cortas, mientras que las altas son más largas y permiten aprovechar las ventajas del menor consumo. Conviene no olvidar que estamos ante unos propulsores que ofrecen 320 Nm de par en el caso del Nissan, y nada menos que 380 en el Peugeot.
Al hablar de comportamiento en carretera se aprecia esa diferencia de enfoque del vehículo, más pasional el 4007 y más funcional el X-Trail. Con el Peugeot se rueda más rápido, tiene un comportamiento más vivaz y ágil que el del Nissan, mientras que este último basa sus argumentos en un enfoque más confortable, más tranquilo.

Llegamos ya a lo que realmente más importa a los lectores de Auto Aventura 4x4, su utilización fuera del asfalto. Su sistema de tracción es muy similar. En ambos casos se recurre a un esquema con tracción delantera en el que se puede conectar de forma manual la tracción 4x4 bloqueada. Y como posición intermedia ambos ofrecen un sistema automático en el que es el propio sistema del vehículo el que decide cómo repartir la potencia en cada momento.

Ya fuera del asfalto quizá lo más destacable es la mayor altura libre que ofrece el X-Trail (19 cm frente a los 18 del Peugeot), lo que le da algo más de posibilidades para superar zonas complicadas. Y otro aspecto en el que gana es en sus ángulos de ataque y salida, por lo que en este terreno la victoria es para el modelo de Nissan, más campero que el 4007. En un uso por pistas los dos se desenvuelven de forma muy similar, permitiendo rodar deprisa y con bastante seguridad. En ambos casos el control de estabilidad, de serie, es desconectable.

Sólo unas pocas palabras para comentar su habitabilidad. En el Nissan hay más sensación de espacio, sobre todo en la parte trasera gracias a su mayor altura. Y en lo que a maletero se refiere nuevamente la victoria es para el modelo de Nissan. Tiene una capacidad de 600 litros contra los 515 de su rival en esta comparativa. Pero, además, es que mientras que el del Peugeot es plano con los asientos de la tercera fila plegados debajo, en el caso del Nissan cuenta con un sistema de compartimentado con cajones que permite llevar muchas cosas de forma perfectamente controlada. Y eso es muy de agradecer en este tipo de coches, sobre todo si el propietario es cazador, pescador o tiene otra afición de este tipo.

A modo de resumen, si tuviera que definir ambos modelos con dos palabras, sólo diría que el 4007 es más dinámico y el Nissan más confortable. Hay que determinar, en todo caso, la utilización que se va a dar al vehículo, la periodicidad de su uso, o la cantidad de dinero de que se dispone para buscar criterios de selección entre ellos.

Comparte este contenido en:

Buscar en "Noticias"
Ofertas Tienda
Secciones
Noticias
Edición Digital
Libros Digitales
Revista Base 4x4
Ecológicos
Clubes y Actividades
Guía de Clubes
Actividades a largo plazo
Relatos de Clubes
Dar de alta un Club
Conócenos
Datos de Contacto
A tener en cuenta
RSS
Protección de datos
Política de cookies
2008 - Todos los derechos reservados.